Banco de España apuesta por la inversión sostenible

CAJA RURAL / abril 21, 2021 / Internacional

Banco de España apuesta por la inversión sostenible

El pasado mes de enero, el Banco de España anunció que había participado en el segundo fondo de inversión abierto lanzado por el Banco de Pagos Internacionales (BPI).  De esta forma el Banco de España apuesta por la inversión sostenible con el objetivo de incentivar la inversión de otros bancos centrales en los bonos verdes. 

Esta iniciativa pretende colaborar en el cumplimiento de objetivos de sostenibilidad medioambiental de las carteras de inversión de los bancos, como los objetivos climáticos de la Unión Europea (UE). De esta forma, se pretenden promocionar proyectos de energías renovables y de eficiencia energética, así como otros comprometidos con el medio ambiente, a nivel mundial.

El BCE ya tiene bonos verdes en el mercado por un importe equivalente al 3,5% de su cartera de recursos propios, que alcanzan un valor total de 20,8 millones de euros. Además tiene previsto incrementar esta proporción en los próximos años.

¿Qué es un fondo de inversión abierto? 

El fondo de inversión abierto es un vehículo de inversión que puede emitir nuevas participaciones de forma indefinida y se nutre del capital que aportan todos sus socios. Entre sus características está que la gestora reinvierte el efectivo que recibe en nuevos activos para conseguir que crezca el patrimonio total del fondo. Los inversores, de hecho, pueden reembolsar sus participaciones al valor liquidativo en el momento que lo deseen.

El primer fondo abierto del Banco de Pagos Internacionales se lanzó en dólares durante septiembre de 2019. Esta emisión formaba parte de una estrategia global que permitiera invertir en bonos verdes en distintas divisas. Junto con el EUR BISIP G2, el nombre de este segundo fondo en el que ha participado el BCE, se movilizarán 2.000 millones de dólares para financiar proyectos medioambientales de diversa índole.

¿Qué son los bonos verdes?

Los bonos verdes son un tipo de deuda emitida por instituciones públicas o privadas. La principal diferencia con otros instrumentos de crédito es que comprometen el uso de los fondos obtenidos con un fin medioambiental. Su meta es otorgar financiación a empresas, instituciones y proyectos para cumplir los Objetivos de Desarrollo Sostenible, en concreto el número 7 (energía asequible y no contaminante) y el 13 (acción por el clima).

La participación en el fondo abierto del BPI exige que las inversiones tengan una calificación sostenible de A-. Además deben cumplir los Principios de los Bonos Verdes o Green Bond Principles de 2017, entre los cuales se encuentran:

  • El uso de fondos para proyectos verdes con un impacto beneficioso para el medioambiente.
  • La comunicación transparente a los inversores de los objetivos de sostenibilidad ambiental.
  • La publicación de información por parte del emisor sobre el uso de los fondos y los beneficios medioambientales obtenidos.

¿Qué es la Network for Greening the Financial System (NGFS)?

La Red para la Ecologización del Sistema Financiero es una agrupación de ochenta y tres bancos centrales, organizaciones internacionales y supervisores que han unido fuerzas desde 2017 para movilizar inversiones verdes en todo el mundo. Supervisados por el Banco Central Francés, el Banco de España forma parte de los comités que elaboran nuevos informes para conseguir una transformación financiera que sea sostenible para la biodiversidad. El NGFS se alía con otra entidad, el Banco de Pagos Internacionales o Bank for International Settlements, para conseguir estos objetivos.

¿Qué es el Banco de Pagos Internacionales (BPI)?

El BPI es una organización fundada en 1930. A lo largo de la historia ha ocupado varios roles como imponer las reparaciones alemanas de la Primera Guerra Mundial y crear la Unión Europea de Pagos para conectar a los países más afectados tras la Segunda Guerra Mundial.

En la actualidad, como una institución clave en la economía internacional, engloba a 63 bancos centrales y opera con un 95% del PIB mundial. Una de sus principales tareas es la coordinación de bancos nacionales de todos los países. Además, se encarga de la elaboración de estadísticas para mejorar los sistemas financieros y la participación como agente externo en las transacciones monetarias a todos los niveles.

El futuro de los bonos verdes, una oportunidad para los bancos

El crecimiento de los bonos verdes parece imparable desde el año 2014, registrando subidas anuales de hasta el 55% entre 2018 y 2019. En el año 2020 se alcanzó una cifra récord con una inversión de 270.000 millones de dólares (en euros, 224.000 millones).

España se sitúa en la décima posición dentro de los bancos mundiales en la emisión de estos títulos de crédito. Si lo comparamos con la Unión Europea, España ocupa el quinto lugar. Cada vez son más los bancos que, como el Banco de España, ven la oportunidad de emitir bonos verdes. No solo suponen una gran apuesta por la Responsabilidad Social Corporativa (RSC), sino que también contribuyen al nacimiento de ideas de negocio ecológicas que benefician al medio ambiente.

La financiación es uno de los apartados más importantes para cualquier empresa o autónomo que quiere desarrollar una actividad relacionada con la sostenibilidad del entorno. A través de la financiación de impuestos y de la financiación con organismos oficiales, opciones disponibles en Caja Rural de Navarra, es posible conseguir la liquidez adecuada para afrontar cualquier reto de futuro, como la digitalización o la internacionalización de un negocio.