Caja Rural de Navarra colabora con la Cátedra de Empresa Familiar

CAJA RURAL / septiembre 25, 2019 / Corporativo · Social

Ayer martes 24 de septiembre tuvo lugar la inauguración de la Cátedra de la Empresa Familiar de la Universidad Pública de Navarra, fruto de un acuerdo de colaboración entre esta institución académica, la Asociación para el Desarrollo de la Empresa Familiar Navarra (ADEFAN), Caja Rural de Navarra y el Instituto de Empresa Familiar (IEF).

La presentación de la Cátedra contó con las intervenciones su directora, Beatriz Rodríguez Sanz de Galdeano, profesora titular de Derecho del Trabajo y de la Seguridad Social del Departamento de Derecho de la UPNA, que remarcó que el proyecto nace con el objetivo de contribuir al conocimiento de las empresas familiares de la Comunidad foral y a su desarrollo.

La cátedra pretende fomentar estudios que permitan aportar soluciones a los distintos problemas que afectan a las empresas familiares, definidas en el convenio fundacional como “instrumentos esenciales para el desarrollo y bienestar económico de nuestra sociedad”. Se ha constituido como un foro de encuentro entre académicos, empresarios, profesionales y estudiantes, que dará lugar al intercambio y trasvase permanente y bidireccional de conocimiento, experiencias e inquietudes en este ámbito para producir beneficios e intercambios mutuos. Sanz de Galdeano señaló, en este sentido, que la iniciativa es un ejemplo de la apuesta de la UPNA por tender puentes con la sociedad navarra y sus principales agentes económicos y sociales.

También contó con la intervención de Francisco Esparza, presidente de ADEFAN, quien remarcó que “La cátedra se ha conseguido porque hemos sido capaces de colaborar, demostrando que sabemos trabajar en común”. Y añadió que, gracias al proyecto, las empresas familiares “serán más fuertes”, los alumnos estarán mejor formados y todo ello ayudará al desarrollo de Navarra.

Ricardo Goñi, director de Relaciones Institucionales de Caja Rural de Navarra, reiteró el apoyo de la entidad financiera tanto a la cátedra como a las empresas familiares para dar paso, acto seguido, al ponente invitado: Toni Nadal, que forma parte del proyecto de la Rafa Nadal Academy, entrenador hasta 2017 de uno de los mejores tenistas de la historia, Rafael Nadal, a quien formó como figura del deporte y como persona. Por eso, prestó “más atención al carácter que a las habilidades técnicas” de su sobrino, según admitió él mismo, con el fin de fomentar en el campeón la disciplina, la autoexigencia, el respeto a los rivales o la humildad, entre otros valores.

 

No perder «lo esencial»

Toni Nadal lo consiguió sin recurrir a técnicas sofisticadas. Por ejemplo, cuando el tenista se alzó con su primer título de campeón de España, buscó la lista de los ganadores que lo habían precedido y le fue leyendo los nombres de todos ellos. Rafael Nadal, como imaginaba su tío, no los conocía: “Son campeones, como tú. De veinticinco conocía a cuatro o cinco, y le pregunté si creía que había alcanzado su meta o quería seguir su proceso de aprendizaje”. La misma escena se produjo cuando obtuvo su primer Roland Garros. “Siempre dije a mi sobrino que nada de lo conseguido era suficiente, que no había alcanzado su meta”, rememoró.
El acto, que tuvo lugar en el Auditorio Fernando Remacha de la UPNA y contó con la presencia de cientos de personas, fue cerrado por el rector de la UPNA, Ramón Gonzalo.

Fuente de la noticia de NavarraCapital.es. Leer más.

INSTAGRAM